Jorge Orozco obtuvo un histórico cuarto lugar en Tokio 2020 al convertirse en el primer mexicano que alcanza una final en la modalidad de fosa olímpica, en el Campo de Tiro de Asaka.

Orozco, de 21 años, fue el más joven de los tiradores, tuvo una buena prueba, ya que en la primera parte sólo erró tres disparaos de 26 programados.

Luego de quedar en sexto sitio, el kuwaití Abdulraman Al Fauihan con 18 y del chino Haicheng Yu con 24, el mexicano erró en dos de los cinco tiros.

De esta manera quedó en el cuarto puesto con 28 objetivos. 

El jalisciense hizo un puntaje positivo en una reñida competencia, sobre todo, por hombres de experiencia como el caso del británico Matthew Coward (33), quien se llevó la medalla de bronce. 

El duelo por el oro fue entre los checos Jiri Liptak y David Kostelecky, quienes a pesar de ser compatriotas, el deseo por la corona no tuvo compasión. 

Duelo intenso entre los checos debido a tener 42 objetivos acertados cada uno y tras seguir con los mismo dígitos (43) se tuvo que definir a un tiro de desempate.

Un oro olímpico deseado por ambos checos obligó ir a media hora más de lo programado, ya que tanto Liptak como Kostelecky no cedían objetivos.

Hasta que Kostelecky erró el último tiro para quedarse con el título olímpico. 

Liptak (43), quien se hizo del oro, y Kostelecky (43), quien se quedó con la plata, impusieron récord olímpico en desempate con +7 y +6 en ese orden. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here